Casas actuales

Un cambio radical

Transformar los obstáculos en ventajas: así se resume la reforma de esta antigua superficie industrial reconvertida en el piso luminoso y diáfano que es hoy.

20/09/2015 Texto: Miriam Alcaire. Fotos: Hearst Documentación.

Resulta difícil imaginar cómo era esta vivienda antes de la reforma, proyectada por el interiorista Jordi Vayreda.Luminosa y amplia, la superficie que ocupa era un gran espacio de elevadísimos techos y desiguales alturas destinado a uso industrial. También había paredes donde en la actualidad hay cristaleras que comunican con la terraza por dos puertas situadas en la cocina-comedor y el salón. La luz lo inunda todo, intensificada por el color blanco de base con que se ha decorado el piso. También se gana en perspectiva espacial gracias a esa proyección al exterior. En las áreas del salón, donde la iluminación es menor, se han instalado ventanas cenitales.

ESPACIOS COMUNICADOS
El planteamiento en el interior obligabaa solventar uno de los principales problemas, la altura irregular de los techos. En el salón se optó por dejar a la vista el precioso cruce de las vigas. Se equipó con pocos muebles y de manera desenfadada con chispazos de color y cojines en el suelo. Para salvar el desnivel en la cocina-comedor, sin embargo, se realizó un gran vano rematado por DM lacado en blanco que conecta los dos ambientes y al tiempo los independiza. El “horizonte” visual y la sensación de fluidez son fantásticos y la reforma ¡sobresaliente!

PROBLEMA
En origen este espacio estaba destinado a un uso industrial y la característica principal eran sus altísimos techos con unas cubiertas irregulares y discontinuas.

SOLUCIÓN
Se eliminaron paredes y se dejaron las vigas de los techos a la vista, dándole ese aire de loft tan atractivo. Cerramientos de cristales proporcionan magnífica iluminación natural.  


Comentarios

Publicidad