Casas actuales

Una casa cálida y llena de encanto

Con un estilo desenfadado y acogedor, esta casa con salida a jardín y decorada en un estilo nórdico muy chic, es simplemente ¡brillante!

03/01/2017 Realización: Pili Molina. Fotos: Carlos Yagüe. Texto: Mónica Rodríguez. Plano: Hearst Infografía

El agradable olor a madera, la cálida visión del fuego en la chimenea, el tacto suave de los textiles elegidos con gusto y el melódico canto de los pájaros del jardín son elementos que despiertan los cinco sentidos y que hacen de esta casa, ubicada en una zona residencial de las afueras de Madrid, un espacio acogedor en el que apetece quedarse nada más entrar. De nueva construcción y distribución abierta tipo loft, su joven propietaria tenía muy claro que su idea era conseguir una vivienda confortable, alegre y muy luminosa.

De puertas afuera
De una sola planta con salida al jardín, la casa cuenta con una zona diáfana en la que se organizan salón, comedor y cocina, y otro espacio parcialmente separado donde se distribuye la habitación tipo suite con baño y vestidor. Aunque estructuralmente no se hizo ningún cambio, la dueña sí que realizó una pequeña obra nada más entrar a vivir, para la que contó con la ayuda de la empresa Consultores de Proyectos y Diseños y de la decoradora Carolina Verdugo Svensson, quien, además, también le asesoró en la decoración.   

Muebles a medida
Con el objetivo de potenciar aún más la luz natural que entra del jardín a través de los ventanales, en toda la casa -exceptuando el suelo de la cocina que se vistió con baldosa hidráulica y el del baño con azulejos cerámicos- se instaló un suelo de madera natural, las paredes se pintaron en un tono tostado y las puertas en un blanco roto. Por otro lado, con la idea de aprovechar al máximo los metros y otorgar intimidad a la zona privada, la decoradora proyectó a medida el mobiliario de la cocina y, para delimitar el salón del dormitorio, diseñó un original mueble de madera que no llega al techo que, por un lado, es librería, y por otro, armario.

Fórmula escandinava
En cuanto a la decoración, la sencillez, la armonía y la calidez típica de los países del norte de Europa, a la hora de decorar sus casas son las señas de identidad de todos los ambientes. De esta forma, las diversas estancias se han equipado con mobiliario de diseño actual junto con piezas de aire vintage y otras realizadas con materiales recuperados. Por su parte, los textiles con sus diferentes materiales (ante, lana, cashemir...) han sido los encargados de dar un toque acogedor y natural. Esta frescura, originalidad y estilo nórdico también se ha plasmado en la decoración navideña basada en pocos pero escogidos adornos, un árbol realizado con una rama del jardín y un detalle con mucha magia: las numerosas velas repartidas de forma estratégica que iluminan con su luz todos los rincones.


Comentarios

Publicidad